Empieza la operación bikini: pasos imprescindibles para un cuerpo 10

Empieza la operación bikini: pasos imprescindibles para un cuerpo 10

pasos-operacion-bikini-cuerpo-10

Ya queda menos de invierno y eso significa que apremia prepararse para el verano y empezar la operación bikini. Por suerte, tenemos para ello toda la primavera y sólo necesitamos seguir unos cuantos pasos para acercarnos a ese cuerpo 10 que deseamos. ¿Quieres que te demos los consejos claves para empezar a vernos mejor?

Para lucir cuerpo 10, vernos bien o más delgados, lo primero que hay que apuntarse, a fuego si es posible, es que hay que comenzar por la cabeza: una buena actitud y una buena autoestima es la base de todo entrenamiento, ya que por mucho trabajo que pongamos en ello nunca funcionará si nos nos queremos o aceptamos a nosotros mismos. Por eso, el primer paso es esforzarnos en ser positivos: esto se traduce en ser realistas y ponernos metas reales,  ya que proponernos imposibles sólo nos frustrará. Por otro lado, poned atención, una talla 36 no es sinónimo de belleza y, de hecho, no hay que tenerla para tener una buena figura. No nos comparemos, ni obcequemos, cada mujer es un mundo y puede verse guapa y esbelta en una talla diferente.

A esto sólo añadiremos una cosa más, sonreír y reír quema calorías, así, hay que proponerse estar mejor pero desde la alegría, que adelgaza más

Aceptado el mantra mental, aquí van los consejos físicos:

  • Come sano, pero come:

Dejar de comer no adelgaza, eso es un mito. Lo único que conseguirás es entrar en modo hibernación y no adelgazar. Si tienes hambre, come pero elige alimentos sanos.

Reduce y si puedes, mejor, elimina: azúcar, alcohol y grasas saturadas. Esto se traduce en acabar con la bollería industrial, los dulces, las salsas grasas, las mantequillas, la comida basura, los refrescos y los platos preparados, entre otras cosas.

-Aumenta el consumo de frutas y verduras y reparte las comidas del día en 5 raciones, en lugar de atiborrarte en 3.

No te autoengañes pero tampoco te fustigues: si a una ensalada le añades tiras de beicón o salsa cesar no es mejor que una hamburguesa, al igual que si la fruta la tomas en una fondue de chocolate. Elige alimentos saciantes pero ricos como  frutos secos, aguacate, cereales integrales, huevos, legumbres y sopas. No obstante, te puedes permitir algún capricho si lo compensas y lo eliges bien: el chocolate puede tomarse con medida si lo eliges negro, puro y sin azúcar. (recuerda que si te das algún que otro momento de autoindulgencia, sólo tienes que hacer un poco más de ejercicio)

Bebe agua y toma fibra.

Huye de las dietas para adelgazar y simplemente mejora paulatinamente tus hábitos de alimentación.

  • Actívate

Elige un deporte e intégralo en tu rutina poco a poco. No hace falta que abuses o que empieces muy fuerte ya que la idea que debe prevalecer en esto del ejercicio físico es que lo conviertas en una costumbre. Evidentemente cuanto más frecuente sea la actividad, mejor, pero si te pasas, sucede como con las dietas, se da un efecto rebote, es cuanto se puede uno abandona y se escaquea.

-Madruga, aprovecha el día y busca hobbies activos y nuevos. El hecho de dinamizar tu vida ayuda a que entres en un ritmo diferente,  a tener una buena actitud y te anima a hacer cosas que en principio parece que cuestan más como el deporte.

-Incluso pasear quema calorías, así que hazlo más y prueba a ir a los sitios caminando o en bici en lugar de usar el coche o el autobús.

 

Imagen|Stockimages

Sin Comentarios

Deja tu comentario